*Shilla*

Mientras que íbamos en busca de la siguiente familia, el vecino que nos estaba ayudando junto a nuestro coordinador para ir viendo las casas nos presentó a Shilla, una señora de entre 70 y 75 años que padece asma y que nos pidió por favor si podíamos comprarle un aparato nuevo porque el suyo no funcionaba correctamente ya que era muy antiguo y se asfixiaba. Apenas podía coger aire en condiciones para hablar con nosotras, además nos enseñó las pastillas que utilizaba por si podíamos buscarle algunas más.

Nos enterneció la forma que tenía de mirarnos, con esa sonrisa tímida y por supuesto, apuntamos sus necesidades en nuestra lista. Le compramos dos inhaladores nuevos y una caja de pastillas como para que tuviera durante varios meses, además de la bolsa de comida que le dimos a cada una de las familias visitadas. Se puso muy contenta y he de decir que muchos deberíamos de aprender de estas personas y ser algo más agradecidas en nuestro día a día. Es muy importante valorar lo que se tiene y curiosamente los que menos bienes poseen, más agradecidos son en la vida. Esto debería hacernos replantearnos ciertas cosas…


Comentarios

Entradas populares de este blog

*Familia Susantha*

*Meraki*

Gastos del Proyecto